Prensa: Pedro Palacios

Foto: Carol Coelho

 

El béisbol puertorriqueño ha demostrado nuevamente que está viviendo un gran momento, y ese bajón de resultados positivos internacionalmente hablando quedó atrás.

Esta vez los borinqueños no tuvieron rival en estos Juegos Panamericanos de Lima 2019, y se colgaron la medalla de oro de manera invicta derrotando a Canadá con pizarra de seis carreras por una en la Gran Final.

La novena dirigida por el Bigleaguer Juan Igor González, se vio muy sólida en todos los aspectos del juego, además de lucir muy compacta que cada desafío del certamen.

Excelente pitcheo, bateo oportuno y un gran team work , fueron las claves para lograr el objetivo. Un objetivo trazado por el equipo, quienes ya tienen un tiempo considerable trabajando juntos.

Puerto Rico y Canadá fueron de los equipos más completos en todos los Juegos, siendo justa su clasificación para luchar por el metal dorado.

Canadá buscaba su tercer oro en el evento panamericano de manera consecutiva, pero se encontraron con el actual campeón de los Juegos Centroamericanos y del Caribe para arrebatarle el sueño del tricampeonato.

Los isleños se colgaron su séptima medalla en Juegos Panamericanos y lograron por primera vez el oro. Su última presea conseguida fue bronce en Mar de Plata 1995.

 

¡BRONCE NICARAGUENSE!

Nicaragua blanqueó a Colombia en el juego por el tercer lugar o medalla de bronce con pizarra de seis carreras por cero.

El país centroamericano lucho en cada reto de estos Juegos Panamericanos, mostrándose como una de las potencias de la región y jugando de tú a tú contra los países que se alzaron con el oro y plata (Puerto Rico y Canadá).

Los lanzadores nicas sacaron la casta ante la toletería cafetera, quienes no tuviera respuesta alguna ante los efectivos brazos del tercer mejor equipo de la justa.

Jorge Bucardo, quien fue el pitcher encargo de abrir por Nicaragua se fajó por espacio de seis innings completos en los que sólo permitió tres imparables, otorgó un boleto y abanicó a cuatro rivales.

Luego el blanqueo lo completaron, Wilton López, quien trabajó dos innings completos sin contratiempos, y Wilber Bucardo, quien se encargó de lanzar el noveno para darle la medalla de Bronce a su país.

Nicaragua a la ofensiva contó nuevamente con el aporte de William Vásquez, quien se fue de 3-1 con par de remolcadas, y también la colaboración de Norlando Valle, quien brilló al tener una noche perfecta de 4-4 con una carrera empujada.

Esta sería la cuarta medalla para los Nicaragüenses en la historia de los Panamericanos, dos de plata (1983 y 1995), par de bronce (2007 compartida con México) y la actual lograda.